'EL DEDO EN LA LLAGA' (L a V, 12hs)

Los nuevos aumentos en electricidad y gas se reflejarán en las facturas de julio

Boletas con más aumentos. Se recibirán después de junio cuando vengan con los nuevos ajustes.

Subas de hasta 155% en luz y más de 8% en el gas para la clase media. Los aumentos rigen desde junio y con efecto retroactivo. Las actualizaciones serán mensuales por la inflación.

Es por la quita gradual de subsidios. Rigen desde el 1 de junio y se verán reflejadas en las facturas de julio. Son aumentos en el transporte y la distribución de luz y gas, que el Gobierno venía postergando. Se harán de forma mensual y se indexarán por la inflación esperada en lugar de la pasada. El rango de incrementos irá del 23% al 155% en el caso de la electricidad, y del 8% al 25% para el gas.

El Gobierno finalmente empezó este mes con la quita gradual de los subsidios a la energía para los hogares de clase media y los usuarios que están en situación de pobreza. Además, continúa con la eliminación de la ayuda del Estado nacional a las familias de ingresos o patrimonios altos, las industrias y los comercios. Eso se traducirá con efectos retroactivos al 1 de junio en un aumento de las tarifas de luz y gas para todos los usuarios del país, según las resoluciones 90, 91, 92 y 93 de la Secretaría de Energía, publicadas ayer (miércoles 5/6/2024) en el Boletín Oficial.

En el caso de la energía eléctrica, la suba puede superar en varios casos 155% a nivel nacional, según admitió el Gobierno. En el gas natural por redes, el incremento va del 8% al 25%, de acuerdo a los cálculos oficiales. En todos los casos, además, las alzas son acumulativas en relación a las tarifas que ya se pagaban previamente.

A partir de julio y como anticipó Clarín la semana pasada, volverán a haber aumentos mensuales en los componentes de transporte y distribución, pero en función de la inflación esperada.

En esta ocasión el objetivo del Gobierno es multiplicar el ahorro fiscal en subsidios, y bajarlos en casi 4.700 millones durante este año.

Según informó la Secretaría de Energía, "si consideramos consumos promedio residenciales de 260 kilovatios-hora (kWh) al mes, el valor promedio de las facturas finales mensuales" para los usuarios de nivel 1 (ingresos superiores a $ 2.900.000 por mes) pasará de $ 24.710 a $ 30.355, un incremento de casi el 23%.

Para los hogares nivel 3 (clase media, entre $ 700.000 a $ 2.900.000 mensuales por grupo conviviente), la boleta promedio pasará de $ 6.585 a $ 16.850, con una suba de casi 156%.

Estos usuarios tendrán un tope de consumo subsidiable por hasta 250 kWh mensuales, en lugar de los 400 kWh actuales. Por encima de eso, perderán la bonificación del 55,94% sobre el precio de referencia de la energía.

Alrededor del 50% de los hogares consumen menos de 250 kWh, según datos de la Secretaría de Energía. Esa demanda equivale a tener prendida una heladera con freezer, un lavarropa automático 6 horas a la semana, un secarropas 4 horas a la semana, 4 horas semanales con plancha, 9 horas de aire acondicionado, 28 horas de una lámpara LED, 28 horas cargando el celular, 35 horas con la TV encendida, 2 horas y media del secador de cabellos y 3 horas y media del microonda, entre otros usos.

En tanto, los hogares nivel 2 (ingresos bajos, los que tienen tarifa social y quienes están en situación de pobreza) pasarán de abonar en promedio $ 6.295 a $ 12.545, un ajuste del 99%.

En este último caso, se establece un bloque de consumo subsidiable por 350 kWh mensual (el 70% del total usa menos que eso); el resto, se pagará a precio pleno.

Por otro lado, el Gobierno también ajustó los precios del gas natural por redes. Un usuario promedio de Naturgy en la zona norte u oeste del Gran Buenos Aires (GBA) con la categoría R23 y categorizado como Nivel 1, tiene un consumo medio de 76,93 m3 al mes; en la factura de abril -que llegó en estos últimos días- abonó $ 23.461 y en junio -a pagar en agosto- pasará a abonar $ 25.289, un salto de casi 8%.

Para un usuario nivel 3, la factura de abril fue de $ 19.331 y en junio pasará a abonar $ 20.851, también un ajuste del 8%.

Finalmente, en el caso de un hogar nivel 2, en la factura de abril abonó $ 16.112 y en junio pasará a abonar $ 20.125, con un incremento de 25%.

La suba de los servicios será por el transporte y la distribución.

FOTO NOTICIA - VIDA COTIDIANA

FOTO NOTICIA - VIDA COTIDIANA
PUESTA EN VALOR DEL EDIFICIO DE LA EX ESTACIÓN FERROVIARIA

ALBUM DE FEDERAL